Cuidados del microblading día a día

cuidados del microblading día a día

Una vez que hayas terminado tu micropigmentación de cejas, los cuidados del microblading en los días posteriores son fundamentales para el éxito del trabajo. Por eso, la persona que lo haya realizado, te explicará la rutina de pasos a seguir en los días siguientes al tratamiento.

Es fundamental tomarse muy en serio este segundo paso, y seguir a rajatabla las instrucciones que te hayan explicado, así como las que nosotros te contaremos a continuación.

El artista ha realizado su trabajo, y ahora eres tú quien tiene el papel protagonista.

Como especialistas de la micropigmentación de cejas o microblading, te explicamos todo lo que necesitas saber sobre la técnica de cuidados del microblading posteriores a su realización. Sabemos que muchas de vosotras lo realizáis en casa, así que estos son los cuidados más importantes para que la micropigmentación de cejas sea todo un éxito.

¿Cuánto tiempo cuidar el microblading de cejas?

Después de hacer el tratamiento de microblading, el proceso de curación puede tardar de unas 4 a 6 semanas, pero el tiempo de cuidado posterior no es tan largo. Especialmente en los días siguientes debes tener cuidado con ciertas cosas, de ello depende el éxito y la recuperación de tu micropigmentación.

Al principio es cuando se forman las costras, como unos 7 a 10 días, y esta es la etapa más sensible. Pero una vez haya pasado, puedes relajarte un poco.

¿Cómo cuidar el microblading para que dure más?

Cuidar el trabajo de cejas que acaban de realizarte no es complicado. Especialmente si tienes en cuenta dos principios básicos: cara bien hidratada, y cejas secas.

Por eso, todos los tips en cuanto a los cuidados del microblading son fieles a esa pauta de mantener la hidratación y sequedad de la zona tratada:

  • Al lavar la cara hazlo de manera suave. Debes de tener especial cuidado en la zona del microblading, y la mejor manera para secarla es dar toquecitos con un pañuelo tissue limpio. Jamás debes frotar las cejas.
  • El primer día puedes lavar las cejas con un bastoncillo o algodón, a las 2 ó 3 horas de haber realizado el trabajo. Puedes hacerlo varias veces en el día, para limpiar la herida de lo que vaya desprendiendo.
  • Utiliza productos específicos para la zona que te haya recomendado el micropigmentador. No utilices otro tipo de productos porque pueden contener ingredientes nocivos para el trabajo de la micropigmentación, como pueden ser exfoliantes o ácidos que afecten a los pigmentos utilizados.
  • Jamás arranques las costras. Como ya te hemos comentado, el proceso de formación y pérdida de las costras es de vital importancia para que el trabajo resulte perfecto, así que espera mejor a que se caigan de forma natural. Al hacerlo puedes arrancar pigmento causando un gran desastre en tu microblading de cejas.
  • No duermas boca abajo, y utiliza una funda de almohada limpia. Si puedes, utiliza una de seda. Esto sería lo ideal para que el cuidado de tu micropigmentación de cejas sea perfecta, pero no es obligatorio.

¿Puedo utilizar maquillaje en los cuidados del microblading?

No es recomendable utilizar maquillaje, al menos durante los 10 primeros días.Ni siquiera en el resto del rostro evitando esa zona. Porque al desmaquillarte podrías extender los productos a la zona tratada, entrando en contacto con ella.

¿Puedo mojar el microblading?

Ante la pregunta de si puedes mojar el microblading de cejas, decir que lo recomendable es mantener la zona muy seca la mayor parte del tiempo, en los 7 a 15 días posteriores al tratamiento. Pero si es necesario lavar la cara, puedes hacerlo rápidamente sin hacer mucha incidencia en la zona, y secando a continuación con un pañuelo de papel a toquecitos.

Es muy importante que durante todo ese tiempo evites sudar, ir a la sauna, nadar en la playa o piscina, así como la exposición solar.

Como puedes ver, las reglas básicas del cuidado posterior son muy estrictas. No está permitido usar maquillaje ni productos cosméticos. Por eso, es conveniente planificar con antelación la cita de microblading, y realizarlo en un momento en el que puedas evitar todas estas situaciones.Ten en cuenta que el microblading es algo parecido al tatuaje, que tiene que sanar, y también necesita ser cuidado con mimo. Así que lo mejor es hacer el tratamiento al menos 2 meses antes de un evento, o de unas vacaciones.

¿Qué tipos de curación de microblading hay?

Después del microblading hay dos formas en las que puedes tratar tus cejas: la curación en seco, y la curación en húmedo.

La diferencia entre ellos es que uno significa usar un ungüento después de lavarse las cejas, mientras que el otro no. Si tu esteticista recomienda la curación en húmedo, eso significa que primero debe lavarse las cejas suavemente con agua esterilizada. Después de eso, sécalas lentamente con un paño limpio o un algodón. El último paso es aplicar una pomada. Algunos artistas del microblading recomiendan este tipo de curación explicando que un ungüento actúa como barrera contra la contaminación, tiene un efecto sobre las células y las ayuda a recuperarse más rápido.

Cuando se trata de curación en seco, hay dos versiones por las que puedes optar. El primero es lavarse las cejas suavemente y luego secarlas, pero se excluye la pomada. El segundo es un poco más extremo y significa que no hay lavado ni ungüentos. Todo lo que necesita hacer es mantenerse alejado del agua y esperar a que sus cejas se curen naturalmente.

¿Qué tipo de curación de microblading aplicar?

Siempre deberás seguir el consejo de tu esteticista, porque es el que mejor sabe cuál es el tipo de curación que funcionará mejor en ti, teniendo en cuenta tu tipo de piel. No hagas caso a los artículos que encuentres en internet, aunque pueda resultar echar piedras contra nuestro propio tejado, es mejor hacer caso de la opinión especializada del profesional que ha realizado el trabajo, en lugar de tener en cuenta los consejos generales de ciertas páginas. Ésto sólo te llevará a confundirte, y quizás arruine tu microblading.

Cuidados del microblading para pieles grasas

Normalmente las pieles secas obtienen un 100% de éxito en su microblading, pero no ocurre lo mismo con las pieles grasas. Los aceites naturales de este tipo de pieles pueden hacer que el pigmento se elimine con más facilidad. Por eso, es fundamental llevar con el máximo cuidado el tratamiento de los días siguientes a las microcuchillas.

Para las pieles grasas será más aconsejable la curación en seco de la que hemos hablado anteriormente, ya que lo mejor es mantener la zona lo más seca posible en este tipo de pieles. Las cejas tratadas con microblading deben secarse varias veces al día.

¿Cómo cuidar el microblading para que dure más?

La longevidad del microblading depende mucho del tipo de piel, hábitos y estilo de vida. Si tienes la piel muy grasa, sudas mucho o tomas el sol a menudo este tratamiento de cejas no llegará a los dos o tres años. Para mantenerlo durante más tiempo puedes hacer retoques puntuales que te ayudarán a que la ceja esté en su sitio durante una temporada más larga. En cambio, si esperas demasiado entre retoque y retoque, es probable que tengas que realizar el tratamiento de nuevo en su forma completa.

¿Nuestro consejo? No apures al máximo, y haz retoques puntuales. Esto evitará pasar de nuevo por todo el proceso.

Un tip: si quieres que tu microblading de cejas te dure mucho más tiempo, aplica loción solar protectora en la zona y evita utilizar productos que contengan retinol, porque éste acelera el proceso de despigmentación.
Summary
Cuidados del microblading día a día
Article Name
Cuidados del microblading día a día
Description
Aquí encontrarás los mejores tips para cuidar tu microblading en tu día a día
Author

Deja un comentario